Las energías del 2021 – Parte II

En nuestro artículo de: “Las energías de diciembre”hemos hablado del portal que se ha abierto en este mes y que representa el acceso a una Nueva Era. También hemos hablado de la preparación que hemos tenido durante el 2020 para llegar a este punto en nuestro artículo: “Las energías del 2021”, todo desde la perspectiva de la astrología. Si no los has leído, te sugiero hacerlo antes de entrar de lleno a este nuevo artículo. En esta ocasión hablaremos del proceso que transformación que llevamos pero ahora desde perspectiva de la numerología, lo que complementa a la perfección la mirada astrológica. ¡Ahí vamos!


El 2020 estuvo regido por una numerología en 4 (2+0+2+0=4) la cual influyó directamente en: el orden, estructura, organización, administración, voluntad y necesidad de estabilidad. No ha sido casualidad el confinamiento que hemos vivido pues éste ha sido el espacio propicio para ponernos frente a frente con todo aquello que no queríamos ver (ni solucionar) y este año no tuvimos más remedio que enfrentarlo para cambiar el orden de nuestra vida. A través del aislamiento social encontramos la soledad necesaria para confrontarnos con nuestra realidad, analizarla y re-ordenarla, de esta manera, se transformaron matrimonios, relaciones familiares, empleos, se iniciaron mudanzas, cambios de hábitos, incluso trámites legales para asuntos que se habían postergado por tanto tiempo, se iniciaron durante este año. La convivencia continua dentro del confinamiento puso sobre la mesa todos los conflictos en las relaciones familiares o de pareja. Fue el espacio propicio en que todas aquellas relaciones fundadas fuera del amor, vivieron tiempos caóticos que obligaron a buscar un nuevo orden, incluyendo la separación. No ha sido casualidad el incremento de la violencia intrafamiliar durante este año. La pérdida de empleos, hizo que muchas personas se liberaran de trabajos que odiaron por mucho tiempo y les impulsó a buscar nuevas formas de sustento, más afines a ellos. En otros casos, se agudizó la capacidad de buscar el dinero bajo formas alternas abriéndonos a posibilidades rechazadas anteriormente. El 2021 trae una energía totalmente diferente, viene con la fuerza del cambio del número 5 (2+0+2+1=5) No esperemos un año rutinario ni aburrido. Durante el 2021 habrá una continua secuencia de cambios a la que habrá que adaptarse conforme se vean venir. Será un año de tomar lo nuevo y soltar lo viejo y lo mejor será hacerlo sin apegos ni resistencias pues mientras mejor fluyamos con los cambios, mejor será para nosotros. Las resistencias y los apegos solo generarán dolor y sufrimiento. Este año puede ser un año expansivo, de ideas renovadoras y de una profunda necesidad de libertad. Puede ser un año en donde nos permitamos explorar cosas nuevas y tener experiencias enriquecedoras, pero hay que tener cuidado, pues si excedemos la energía del número 5 podemos caer en decisiones precipitadas, etapas de inestabilidad e incertidumbre. Demasiado desapego puede crear falta de conexión con lo material (dinero, posesiones, salud). Tods estos aspectos hay que tenerlos en cuenta tanto a nivel personal como colectivo, tanto en las decisiones cotidianas como en las grandes decisiones de quienes dominan al mundo.

El orden y la estructura del 2020 nos prepararon para los cambios continuos del 2021. A partir de ahora, mantente abierto a lo nuevo y permite que la renovación se haga a través de ti.

73 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo